10 de enero de 2013

La vida de Pi fue una Aventura Extraordinaria

Un niño y un tigre en mar abierto que “conviven” y luchan por su supervivencia ¿Te parece creíble?...Ang Lee lo logra de manera extraordinaria en su última película que no ha pasado desapercibida en las nominaciones a los premios de la Academia. 

La última creación del director de filmes como: Sensatez y Sentimientos (1995), Brokeback Mountain (2005), apuesta por una historia que parecía “Imposible” de llevarse a la pantalla grande, no tanto por los efectos especiales, sino por la verosimilitud de la misma. 

Esta película está basada en el libro “La Vida de Pi” del canadiense Yann Martel que tiene una increíble analogía con la familia y los animales. La narración te mantiene al filo de la butaca dejando un mensaje precioso y lleno de lealtad y fe. Un joven con un nombre peculiar (Pi) que se me figura una especie de Job moderno con todas las pruebas divinas habidas y por haber que no le hacen perder la fe ni en los peores momentos, sino todo lo contrario. 

Una película teológica en todos los sentidos que nos hace apreciar la belleza y vastedad de la naturaleza; un film que te desgarra el alma con esta aventura, su hermosa fotografía y amor filial entre el hombre y los animales. Si no han ido al cine a verla, les recomiendo que se lancen inmediatamente y que de pasada lleven a toda la familia para que vean una película que no solo vale la pena ver en la sala, sino adquirirla en DVD (y no es comercial :P) 

 

2 comentarios:

  1. Hay un cierto resabio a religiosidad de pandereta en 'La Vida de Pi' cuando ya de por sí exuda espiritualidad por los cuatro costados. Por momentos me pareció apreciar fogonazos de Spinoza, ya sabéis, ese identificar a la naturaleza con Dios. Aún así, sus cuatro 'oscar' han resultado toda una sorpresa. No debería serlo: la factura de la película es impecable y las interpretaciones, incluida la del tigre, son formidables. Me esperaba algo más peñazo. Si te pasa lo mismo, dale una oportunidad, que igual te sorprende. Un saludo!!!

    ResponderEliminar
  2. Ame esa película no sólo por la belleza de su foto sino también por la impresionante teología de sus metáforas. También la sensibilidad y respeto ante la naturaleza, algo de lo que carecen mucho hombres en la actualidad :D

    ResponderEliminar

Comenta la Nota